Vaya corte

abril 22, 2009 por
Categoría: Internacional 

     Ocurrió durante la pasada cumbre del G20 entre Cristina Fernández de Kitchner y Obama y no deja de ser una simple anécdota graciosa. Es el problema que tiene Obama, que no se que tiene, que todo el mundo se derrite por darle la mano. Así le fue a Cristina que cuando lo vió venir le extendió la mano y, la mano no era para ella. Pobre. Solo le faltó llevarse la mano al pelo, como en los mejores chistes.
 

    Share

    Comments

    Tell me what you're thinking...
    and oh, if you want a pic to show with your comment, go get a gravatar!

    You must be logged in to post a comment.